jueves, 18 de septiembre de 2008

Tenemos que cuidar el material si queremos que dure

Lo que veis es nada más y nada menos lo que produce un cable de freno tras tiempo y tiempo golpeando en una dirección (de calidad). Con una pequeña protección de neopreno se hubiese salvado esta preciosa pieza. Si cuidas el material y lo vigilas siempre te salva de averías y sustos

7 comentarios:

aja dijo...

Esa muesca en la dirección, apuesto a que no la has hecho tú.
Fer

triaitor dijo...

Nooooooo, la he encontrado en un blog de un yanki y me ha parecido muy curiosa. ¿El tío no se daría cuenta? Joer que bruto

TriAndres dijo...

Yo he visto cuadros de carbono de tri ( con cableado interno sin guia ) totalmente comidos por el acero del cable...

robert mayoral dijo...

parece mentira que un cable de freno pueda hacer tanto "bujero"...lo tendré que tener en cuenta para mi nueva adquisición!

icepirineo dijo...

Joder pues algo parecido me ha pasado en la horquilla, con el cable del freno.
No tan exagerado, porque me di cuenta a tiempo, pero llevaba el mismo camino

Alberto dijo...

Puffff... el tipico roce es inevitable, pero esto.... hay que ser bruto!!

Anónimo dijo...

Lo que si tiene calidad es el cable ¿De que marca era?? ;p

Carlo